«El programa de San Mateo de este año es una herencia recibida que no se va a discutir»

Carmen Sánchez / Logroño

Kilian Cruz-Dunne es un superviviente; el único edil socialista de la anterior Corporación que continúa esta legislatura. Sus años en la oposición municipal le han hecho conocedor de los entresijos del Ayuntamiento de Logroño, necesario para poder reconducir la actividad de la Administración local que ahora dirige Pablo Hermoso de Mendoza. Cruz-Dunne, mano derecha del primer edil logroñés, es el encargado de comunicar a la opinión pública la acción del Ejecutivo. Pero también tendrá entre sus cometidos dar forma a las fiestas logroñesas y organizar el V Centenario desde la Concejalía de Festejos; atender la cartera de Voluntariado y dar voz a los logroñeses desde el área de Participación Ciudadana.

¿Qué puede esperar el ciudadano del nuevo equipo de Gobierno?
Queremos una ciudad verde, en la que el ciudadano pueda andar tranquilamente, desplazarse en bicicleta y respirar el mejor aire posible; que todas las áreas de gobierno, de forma transversal, tengan como meta los objetivos de desarrollo sostenible. Hay que generar inversión económica y empleo para que la juventud no tenga que salir al exterior.

Tiene el cometido de comunicar la acción del Gobierno. ¿Ayudará su experiencia en la oposición?
No es lo mismo estar en la oposición que en el ámbito de gobierno. La experiencia te ayuda a entender y a conocer cómo son los procesos intrínsecos de la casa. Mi labor también es hacer de nexo de unión entre el equipo de Gobierno y los funcionarios, que haya cercanía y acceso inmediato.

¿Cómo calificaría las relaciones con la oposición?
Magníficas. Nuestro talante es el de cooperación, escucha y participación. Pero también lo es por la disposición que tiene la oposición. De lo que se trata es de que esta relación sea constructiva y se traduzca en proyectos conjuntos que permitan mejorar la ciudad en el largo plazo.

¿Cree que este optimismo perdurará dentro cuatro años o es una utopía?
Evidentemente es pronto, pero no es utópico. Si sabemos diferenciar el juego político de las relaciones personales y encontrar el equilibrio, estoy convencido de que llegaremos a 2023 con la mejor disposición.

¿Va a pesar en la gestión la herencia recibida?
Si nos referimos al ámbito político de multitud de mociones que están sin aprobar, que esa va a ser una línea de trabajo, ya lo hemos tenido en cuenta. Pero insisto en la idea de que nosotros estamos aquí para construir sobre lo construido.

¿Cómo encaja como concejal de Participación las críticas de los vecinos sobre el cambio de horario de los plenos a la mañana?
Hay un caldo de cultivo que heredamos de la legislatura pasada donde el cambio del horario ya se abordó por parte de todos los grupos políticos y de la Federación de Vecinos. El nuevo horario no solo es una cuestión de comodidad, sino una oportunidad para mejorar la comunicación, la conciliación y reducir gastos de personal. La comunicación con el Ayuntamiento va más allá del pleno. Lo que tenemos que hacer es fomentar la difusión y divulgación de todos los canales para que todo el mundo que quiera pueda expresarse.

¿Reformará el actual sistema de las Juntas de Distrito aprovechando que va a cambiar el organigrama?
Hay que repensar muchas cosas en el ámbito de la participación y, en concreto, en las Juntas de Distrito. Se trata no solo de repensar el modelo en sí mismo, sino de cómo canalizar las quejas y sugerencias que llegan a estos órganos. Muchos ciudadanos nos han comentado que lo que quieren es una respuesta y una explicación. No es tanto que le digan sí a todo, pero si le van a decir que no, que le expliquen el porqué.

¿Qué peso van a tener los presupuestos participativos en la cuenta general del Consistorio?
Tengo una idea bastante clara que ahora hay que debatir por cuestiones de idoneidad presupuestaria. No se trata tanto de recibir las propuestas, sino de entroncarlas en el ámbito de nuestro trabajo y dar una respuesta a la ciudadanía para que sepan cuándo se hará y en qué plazo.

¿Qué papel va a jugar la Smart City en el ámbito de la participación ciudadana?
La Smart City es un elemento en el que tenemos que mejorar muchas cosas.

¿Por ejemplo?
No solo tiene que ser una herramienta de recogida de datos, sino que tiene que tener sensores que nos aporte información precisa para poder decidir. Necesitamos avanzar en la Smart City, pero también tenemos que potenciar la relación telemática del Ayuntamiento con la ciudadanía. Hay que hacer pedagogía y facilitar formación al ciudadano, en especial a la gente mayor.

Uno de los retos de este mandato es el V Centenario de Logroño…
El V Centenario tenemos que desarrollarlo entre todos. La idea es involucrar a todos los colectivos ciudadanos a través de la comisión que se creó. No solo a las administraciones, sino también a los colegios, asociaciones, voluntarios, empresas, barrios…

San Mateo está a la vuelta de la esquina y el programa de conciertos licitado, ¿hay margen para maniobrar?
La mayor parte del programa de este año es una herencia recibida que no se va a discutir. Ahora están involucradas todas las unidades para lograr el mejor cierre posible.

¿Qué cambios le gustaría introducir en el programa?
El equipo de Gobierno quiere conformar otra línea de actuación, aunque aún es prematuro hablar de ello. Una de las demandas que hemos recibido, y en la que trabajaremos, es la de mejorar la oferta de los conciertos y actividades de San Mateo para los preadolescentes. El diseño de las futuras fiestas se hará contando con los funcionarios y con las sugerencias que recibamos.

¿Va a continuar el equipo de Gobierno con el modelo de colaboración público-privada?
No puedo establecer una línea de trabajo decisoria porque implica muchos departamentos y no hemos llegado a ese nivel de desarrollo en los días que llevamos de gobierno. Pero sí que es cierto que tenemos que aprovechar todas las oportunidades que se presenten.

Ir a la fuente
Author: Noticias de La Rioja

Powered by WPeMatico